¿Cuál es tu tono de piel?

Averigua cuál es tu tono de piel

Hemos aprovechado la llegada del buen tiempo para crear artículos enfocados a saber cuál es tu tono de piel, de qué depende, qué causas hacen que cambie…

De manera rápida y con conceptos generales, diremos que para responder cuál es el tono de la piel debemos reparar en la melanina. Ésta es responsable de la pigmentación, más clara o más oscura en función del porcentaje que tengamos en el cuerpo, determinado por genética. Cuando alguien es muy blanco, su nivel de melanina es muy bajo, y viceversa.

Es importante la armonía de colores entre tu piel y el maquillaje a la hora de dar color a la piel. No debe resultar evidente al ponerlo, sino, más bien, fundirse.

Dar color a la piel

También es importante tener en cuenta que dar color a la piel, a los labios, y a los ojos, también tiene que hacerse a conciencia, contrastando o armonizando tonos. En maquillaje se juega mucho con las formas, los tamaños…

Normalmente…

  • Para una piel clara: elegimos rosa pastel o melocotón para las mejillas, evitando la excesiva combinación de colores. ¿Con qué combina?, por ejemplo, con un tono rosado o nude para los labios, suave o un poquito más intenso. Todo en armonía con las sombras; que depende del color de los ojos. Y para la noche ningún miedo al rojo. ¿Sabías que hay un tono de rojo para cada mujer?.
  • Las pieles medias: pueden elegir entre una gama más amplia de colores. Son esas pieles a las que todo les va bien, dependerá más bien de su estado de ánimo. Nuestra recomendación es no romper con esa armonía en mejillas, labios y ojos.
  • Las pieles oscuras: les van muy bien los tonos metálicos o dorados para los labios, y en las mejillas, irán bien los tonos intensos, de la gama de los rosas a los rojos, sin miedo y experimentando.

Para dar color a los ojos, mira su color:

  • Ojos azules: tonos naranjas, dorados, cobre, bronce… dan una nueva dimensión, los ojos parecerán más azules todavía. Si ponemos sombras azules o verdes se destaca menos nuestro color natural.
  • Ojos verdes: los tonos rosas, de cualquier intensidad, son los ideales.
  • Marrones o negros: combina muy bién con los tonos azules marinos, marrones y caramelos. Para destacar ¡atrévete con un morado!.

Color a los labios, según su tamaño:

Con el color de los labios sucede igual que con el color de una habitación, si es pequeña, pintada de oscuro parecerá más pequeña.

Si alguna vez has dicho” yo no tengo labios” tienes labios pequeños, sigue estos consejos:

  • Primero perfilarlos por el borde exterior, los aumentarás de tamaño de manera óptica, con un delineador en tono claro, y parecerá que son más anchos.
  • Luego aplica un tono clarito con gloss en la parte central, difuminando al exterior, y tendrás un efecto labios carnosos.

· Labios gruesos: si lo que quieres es disimular su tamaño y hacer que se vean un poco más pequeños, utiliza el perfilador , esta vez por el borde inferior, y un labial ligeramente más oscuro que su color natural.

· Labios asimétricos: perfilaremos el labio por su contorno, por dentro o por fuera, según el tamaño, excepto donde tengamos la asimetría, que corregiremos ligeramente.

También decir para terminar, que además de averiguar cuál es tu tono de piel y escoger los productos que más se adapten a ti, todo es cuestión de tiempo y práctica.

[]
1 Step 1
keyboard_arrow_leftPrevious
Nextkeyboard_arrow_right

 

, ,
Entrada siguiente
Cosmética de calidad
Entrada anterior
¿Por qué surge la celulitis?

Entradas relacionadas

Menú