Estados de la piel

Estados de la piel

Para entender los estados de la piel, tendremos en mente que “no podemos cambiar el qué, pero sí el cómo”. Ya que el estado de la piel es consecuencia del cambio en alguna de las partes que la componen.  

Genéticamente se hereda un tipo de piel. Normal, seca, grasa, o una mezcla de distintos tipos. Como ya hablamos en nuestro anterior post, es algo con lo que nacemos y no podemos cambiarlo.

Pero, en función de cómo nos cuidemos y el estilo de vida que sigamos, ese tipo de piel pasará por diferentes estados; a mejor, o a peor.
Dicen que “todos envejecemos, pero tú eliges cómo hacerlo”.
Los estados de la piel son pasajeros, cambian, y pueden corregirse, de hecho, depende de nosotros que así sea.

Por ejemplo, puede que tu piel sea grasa (con más grosor, poros dilatados, tendencia a los brillos…) pero en verano, debido al sol, al agua, a los cambios en los cuidados cosméticos, etcétera, esté deshidratada (se seque, se irrite, se sienta incómoda…), nada que ver con las características de una piel grasa ¿verdad?. Y en invierno, debido al cambio de tiempo, a la vuelta a la rutina, al estrés… puede que se altere y surjan imperfecciones.

Como ves, en todo momento hablamos de la misma piel, pero no siempre está igual.
Al igual que puede que tú, aunque seas tú en todo momento, seas muy diferente en función de la época vital.

Piensa que la piel es el órgano más grande del cuerpo humano, y hace de espejo de ese interior que no podemos ver. Si hay algún cambio interno, será de las primeras en mostrarlo. De hecho es una de sus importantes funciones, para que no descuidemos nuestra salud. Entendiendo salud como el estado de equilibrio del ser humano; en cuerpo y mente.

¿Pero de qué depende ese cambio en el estado de la piel?

Esquema de la piel

Para explicar los distintos estados de la piel, vamos a sintetizar.
Haremos un esquema de la piel capa por capa, para entender después qué funciones desarrolla cada capa, y cómo nos afecta la alteración de esas funciones.

Para que sea todavía más rápido de entender, te recomendamos imaginar cada capa como una planta formando parte de un edificio; con su base, su primer piso y su ático.
Y teniendo en cuenta que necesitará además proteger ese ático, ventilarlo…

Capas de la piel

Las 3 capas de la piel están conectadas entre sí, y al estar superpuestas, entendemos que lo que suceda en el nivel más superficial, es reflejo de lo que sucedió anteriormente en cualquier otro nivel.

– Epidermis: capa más externa

La epidermis cumple la gran función de ser la barrera de la piel. Nuestro ático.

Como características cabe destacar que no está vascularizada, es decir, que no está irrigada por los vasos sanguíneos, ni tampoco tiene nervios.

En esta capa de la piel, el agua está dentro de las células, a diferencia de la dermis, donde está fuera.
¿Y qué células la componen?. Mayoritariamente los queratinocitos; que reciben ese nombre por la queratina, una de las sustancias esenciales que se han ido desprendiendo (para aportar lípidos que garantizan el equilibrio de la piel, como lo haría el cemento en una construcción de ladrillos) desde la parte más profunda de esta capa hacia la más superficial; donde se eliminarán de forma sistemática al llegar ya vacías o “muertas”, haciendo que se active así la señal para que se fabriquen nuevas células, en un proceso natural al que conocemos como regeneración celular.

Cuando las consideramos células muertas, porque ya carecen de contenido, pasan a llamarse corneocitos, ya que se ordenan formando un muro, que hará de última capa de la piel, y que conocemos como estrato córneo. Por encima de este estrato córneo, las células se desprenden.

El resto de capas nombradas, en orden de más superficial a más profundo, son la capa granulosa, el estrato espinoso y la capa basal; donde se inició todo el proceso. A partir de esta última, la siguiente sería la unión dermoepidérmica, es decir, la conexión con la dermis, que es la siguiente capa de la piel, y donde sucede el intercambio de nutrientes.

– Dermis: capa intermedia

Es la primera planta de ese edificio que imaginamos, y su función es la de la FIRMEZA, gracias a las células que la componen:
Por una parte las células; del sistema inmune, y las células llamadas fibroblastos, que son los encargados de fabricar proteínas de elastina y colágeno (sostén y elasticidad para la piel, que permiten que tras estirarse se recupere volviendo a su estado original).
Y por otra parte la matriz extracelular, que es la sustancia fundamental, fuera de la célula, donde residen las fibras de elastina y colágeno, y donde se almacena el 70% del agua de la piel.

Esta capa además está vascularizada.

– Hipodermis: capa más profunda

Vamos a explicar la hipodermis, para ayudar a entender el esquema de la piel, pero es importante tener en cuenta que la cosmética no trabaja a este nivel tan profundo. Es la base de la construcción.

La hipodermis también es llamada tejido subcutáneo.

Al igual que la capa que la precede (dermis), y precisamente para transferírselas, contiene fibras de colágeno y elastina.

Además, contiene terminaciones nerviosas, que permiten que la piel reciba y envíe señales desde el sistema nervioso, y desarrolle sus funciones por la irrigación de la sangre, que llega a través de los vasos sanguíneos. Los vasos linfáticos a su vez son los encargados de la función de auto limpieza de la piel.

Como células principales en hipodermis encontramos los adipocitos, que son las que contienen ácidos grasos esenciales para múltiples funciones del organismo.

Funciones de la piel

Gracias a este esquema de la piel quizá te resulte más sencillo entender las funciones de la piel, que están influenciadas por el mundo externo que nos rodea, y que, si cambian a causa de esas influencias, en cualquiera de los puntos de estas capas, modifican el estado de la piel.

  • Defensa y acción inmunológica: Al ser la parte que conecta con el exterior, uno de sus objetivos principales es mantener el equilibrio interno, evitando la entrada de agentes nocivos que provocarían inflamación, irritaciones y otra clase de síntomas patológicos en el organismo.
    Para eso tiene que defenderse igual que un portero defendería su puerta, con una barrera selectiva que filtre qué puede entrar, y qué no. Si esos patógenos consiguen pasar la barrera, se activan las células de Langerhans (en dermis) para defendernos. ¿Sabías que al tomar el sol, éstas empiezan a morir desde el minuto 1?.
  • Termoregulación: La temperatura es quizá una de las cosas más importantes para entender la salud desde un punto de vista global. Los vasos sanguíneos se abren o se cierran en función de si necesitan conservar el calor, o liberarse de él. Algo básico teniendo en cuenta que el cuerpo tiene que estar alrededor de los 37º para poder funcionar óptimamente.
  • Secreción: Segregar es producir sustancias para expulsar de sí otras sustancias cuando es necesario. Éste proceso de segregación puede ser incluso para eliminar sustancias secretadas internamente, como una hormona. Y sustancias líquidas (sudor, saliva…).
  • Excreción: al transpirar, eliminamos sales y agua, ya innecesarias.
  • Metabólica: ¿Sabías que hay hormonas que se producen en la propia piel?. Y como sabes, muchas actividades en el cuerpo funcionan por las hormonas, y dejan de funcionar cuando éstas se descontrolan. Además, en su función metabólica, la piel hace de reserva energética, y sintetiza la vitamina D, esencial para regular el calcio.
  • Relación: Piel y nervios tienen una estrecha relación, ya que éstos se distribuyen por ella para que podamos sentir.
  • Estética: De nuevo, como reflejo de nosotros, la piel es lo primero que otros ven de nosotros, y muestra tanto nuestras características innatas y heredadas, como adquiridas.

Tu piel es una parte esencial de ti, y al igual que tú, cambia, evoluciona, y en esa evolución gana y pierde cosas que necesita o va dejando de necesitar para estar en equilibrio.
Por eso insistimos, tanto en este post, como en todo Skinguru, en la importancia de cuidarla de manera específica. ¿Cómo cuidarla mejor que entendiéndola?.

[]
1 Step 1
Suscríbete a SkinGuru
Tu NombreNombre
RGPD
keyboard_arrow_leftPrevious
Nextkeyboard_arrow_right
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.